InterAffairs

Jue08222019

Última actualización el09:48:30 AM

RUS ENG FR DE PL ESP PT ZH AR

Font Size

SCREEN

Profile

Layout

Menu Style

Cpanel
Martes, 05 Junio 2018 16:50

EEUU: «medidas de violencia extra-económica» para Europa

Written by 

Los próximos unos cuantos meses pueden hacerse decisivos en términos de la realización de proyectos de suministros del gas ruso a Europa. La administración de EEUU aumenta los esfuerzos, encaminados a socavar la construcción del gasoducto “Corriente Norte -2”. Al mismo tiempo en el otro flanco del mapa energético de Europa – en los Balcanes – se han activizado discusiones relacionadas a la futura estructura regional de gas, si probablemente se reanuda paralelamente el proyecto de la construcción del gasoducto desde Rusia a Bulgaria por el fondo del Mar Negro.

El 23 de mayo en los debates del Comité de Asuntos Extrajeros de la Cámara de Representantes del Congreso Estadounidense el Secretario de Estado Mike Pompeo declaró, que EEUU tenía la intención de lograr el cese de la realización del proyecto “Corriente Norte – 2”. « Debemos continuar ejerciendo presión para acabar con “Corriente Norte – 2” No debemos admitir ningún aumento de la dependencia de Europa de suministros energéticos rusos. Si logramos conseguirlo, ayudaremos Europa a tenerse más firme en pie», - subrayó. Según sus francas declaraciones, - “mientras los europeos dependen de suministros energéticos rusos, están limitados en su libertad de acciones respecto a Rusia. En realidad, todo es un poco más complicado, pero, en el fondo, esta afirmación es veraz. Tenemos oportinidad real de desconectarlos de Rusia en muchos aspectos”. Washington debe actuar de manera de excluya la situación, cuando “en el período de crisis” Rusia decida aprovecharse de los suminstros de portadores de energía como instrumento de presión sobre Europa, - está seguro Mike Pompeo: «Es necesario hacer de forma que los rusos no tengan tal instrumento de presión». (rbc.ru)

Washington, interviniendo contra la construcción del gasoducto “Сorriente Norte -2”, “impone a Europa su gas natural licuado no competitivo», - así  reaccionaron a la intervención del Secretario de Estado estadounidense ante los congresistas en la embajada de Rusia en EEUU. Con esto allí  notaron, que una vez más la geopolítica “se ingería del modo más abierto en la economía» y «desacreditaba los lemas de diversificación de suministros».

En la misión diplomática rusa recordaron, que Ronald Reagan, ex-presidente de EEUU, que es “un ídolo de los republicanos de hoy”, también se intervenía contra la construcción del gasoducto desde la URSS a Alemania a principios de los 1980. Su administación tomó sanciones contra las compañías, que participaban en la construcción del gasoducto, recordaron en la misión. Por entonces Washington también fundamentaba sus acciones en la necesidad de «no permitir Rusia incrementar su influencia sobre los aliados europeos de EEUU», - señalaron en la embajada.

Se trata de la directiz del presidente Reagan, firmada en 1983, que preveía el uso de la presión  económica para limitar las posiblidades de política exterior y militares de la URSS y, en particular, oponerse a la construcción del gasoducto  exportador magistral de Urengoi-Pomary-Uzhgorod con la participación de compañías y bancos de países europeos.

«Hoy día en este sentido como si hemos regresado a 35 años atrás. La misma retórica, los mismos medios. Solamente ahora la administración defiende aquel gasoducto, porque fué construído a través de Ucrania», - subrayaron los diplomáticos. La parte rusa también recordó, que Ronald Reagan «tuvo bastante sabiduría» para levantar todas las restricciones al pasar dos años por razón de su «absurdidad completa», lo mismo que expresó la esperanza, que la administración del presidente vigente de EEUU Donald Trump «sacara conclusinoes  de la historia más pronto».(rbc.ru)

Berlín también expresó  la crítica de la posición de la administración de Donald Trump respecto al proyecto de la edificación de la segunda fase del gasoducto desde Rusia a Alemania. Peter Altmaier, Ministro de  Economía y Energética de Alemania, llamó como el objetivo de Washington el aseguramiento de sumininstros en grandes volúmenes de su propio gas natural licuado (GNL) a Europa. El ministro recordó, -«EEUU tiene amplia infraestructura de terminales del gas natural licuado, que debe utilizar con beneficio para sí». Subrayó, que EEUU seguía siendo un amigo y socio de Alemania, pero el gobierno alemán prefería defender «valores comunes»: si Washington observa el principio «Estados Unidos ante todo» y defiende principalmente el interés propio, EEUU tiene que comprender, que Europa va a defender el suyo.

Además, Peter Altmaier expresó sus dudas de que la administración estadounidense lograra conseguir sus objetivos geoeconómicos en energética ni si quiera en caso de que el proyecto de la construcción de la segunda fase del gasoducto desde  Rusia a Alemania fuera al fin bloqueada, pues el gas natural licuado en todos casos costara a los europeos más caro que el gas de gasoducto. «Así que el bloqueo de “Corriente Norte – 2” por sí no va a garantizar la exportación del GNL estadounidense a Europa»- notó el ministro alemán. (rbc.ru)

Gerhard Schroder, antiguo Canciller Federal de Alemania, se pronunció aún más francamente por el problema dado. Según él, la resistencia, que EEUU opone a la construcción del gasoducto “Corriente Norte – 2”, no tiene ninguna fundamentación racional; se explica solamente por el interés comercial de los competidores. «No existen ningunos argumentos racionales contra “Corriente Norte -2”, los simplemente inventan. Detrás de esto está el interés privado y económico de los competidores, en particular, de EEUU”, - indicó Schroder durante el desayuno de business en el foro económico internacional en Petersburgo. Según Gerhard Schroder, que ocupa el puesto de presidente del сonsejo de directores de la compañía Nord Stream AG, EEUU quiere vender su gas natural licuado a los consumidores europeos, sin tomar en cuenta, si el último corresponde a las capacidades de Europa por su calidad y particularidad. Tal conducta expone a un peligro la seguridad energética de la infraestructura de gas de la región, - confirma Gerhard Schroder. (rbc.ru)

La posición de Alemania en cuanto al proyecto “Corriente Norte –2“ está dictada tanto por consideraciones puramente económicas como por razones paneuropeas en el plano más amplio – teniendo en cuenta un crecimiento de la tensión en las relaciones de EEUU y sus aliados europeos. “A pesar de que las relaciones de los líderes europeos con Putin están tirantes como antes debido a las contradicciones en cuanto a problemas ucraniano, sirio y otros, la crisis iraní las aproxima. Al mismo tiempo las relaciones de Merkel con Trump se empeoran, y ahora EEUU amenaza castigar las compañías alemanas que participan en la construcción del nuevo conducto para suministro del gas ruso por el fondo del Mar Báltico,” – en respecto con esto reconoce la agencia norteamericana de noticias de business Bloomberg. (bloomberg.com)

Además de profundizar las contraducciones por ambos lados del Atlántico, el endurecimiento de la presión sobre los gobiernos y compañías europeos con el fin de forzarlos a renunciar a la realización del proyecto “Corriente Norte -2” trae una más consecuencia bastante importante. La presión sobre el proyecto arriba indicado, sin dependencia de sus resultados, objetivamente eleva las posibilidades de realizar proyectos energéticos en el flanco sudeste de Europa. Los estados situados allí obviamente se apresuran a levantar sus propias tasas en el partido energético con el fin de obtener el papel de centro de distribución de gas no solamente regional, sini paneuropeo.

En este contexto no es ni mucho menos accidental la idea de reanudar el proyecto de construcción del gasoducto ruso-búlgaro en una nueva configuración, que fué expresada por Rumen Radev, presidente de Bulgaria, durante su visita de dos días a Rusia. Al recordar el proyecto de gas ruso-alemán, lo mismo que la importancia del tema de seguridad energética para Sofia y Bruselas, Radev señaló: “Espero, que nuestros gobiernos van a reconsiderar la posibilidad de suministros directos de gas desde Rusia a través del Mar Negro”. Al mismo tiempo el presidente búlgaro subrayó, que Rusia siempre era un socio estratégico de Bulgaria en la energética, suministrandole el gas natural, petroleo y combustible nuclear. (rbc.ru)

Rumen Radev desarrolló más detalladamente el tema correlativo en una entrevista a los medios rusos, sincronizada con su visita a Sochi. “No cabe duda, la vía más segura, más confiable y más barata es la vía directa. Sobre todo,  cuando se trata de suministros de cantidad adicional del gas natural ruso a Bulgaria, Serbia, Hungría, Austria y al norte de Italia. Tanto para Rusia, como para Bulgaria la vía a través del territorio búlgaro es la elección lógica para aumentar suministros del gas natural ruso a Europa”, - señaló. (kommersant.ru)

Es evidente, que en próximas fechas se puede esperar intensificación de discusiones bilaterales y multilaterales respecto a la futura intraestructura de transportación de gas en la Europa Sudeste, con su “coordinación” con Austria o Italia. Y aquí Bulgaria y Turquía son jugadores clave. Es poco probable que en Angora perciban positivamente la intención de Sofia de cerrarse las corrientes de gas regionales en vez de recibir gas por la segunda linea (exportadora) de “Corriente Turco”. En este respecto es significativa una publicación en una de las ediciones turcas principales – Haberturk – que, sin mencionar la iniciativa de la parte búlgara, de hecho  se ha incorporado en la discusión acerca de quién va a ser el beneficiario principal del tránsito del gas ruso: “¿De dónde y a dónde va a pasar la segnda linea del “Corriente Turco”? Por ahora no se sabe. ¿Cuál va a ser esta linea: Grecia – Italia, Bulgaria – Serbia - Hungría? El tiempo dirá!” (haberturk.com)

El interés de los estados de la Europa Sudeste en que se hagan no solamente consumidores , sino también transitores del gas ruso está determinado por la particularidad de su posición geográfica, que complica el recibo de buques metaneros desde EEUU (a diferencia de las posibilidades de Alemania, Polonia o los países del Mar Báltico). Se puede utilizar terminales  receptoras y regasificadoras correspondientes solamente en Croatia y Grecia, sin embargo, la infraestructura poco desarrollada de conductos (para transportación ulteroir) priva tales suministros de sentido económico para tales estados, como Austria, Hungría, Czechia o Slovakia.

Las tendencias actuales de diferentes direcciones en el mercado mundial de petroleo, la situación  en el cual directamente determina el precio de gas,  son factores adicionales de incertimumbre. La mayoría de expertos se abstienen de pronósticos a largo plazo, pero una serie de evaluaciones presagia un crecimento ulterior de precios mundiales de petroleo. Por ejemplo, expertos de Bank de America predicen, que ya en 2019 el precio del petroleo alzará al punto de 100 dólares por barril, y Pierre Andurand, especialista en la esfera de actividades de fondos de cobertura, piensa, que hasta el nivel de 300 dólares por barril “no es nada imposible”. (vestifinance.ru)

Hace falta también tener en cuenta, que la tendencia al crecimiento de precios mundiales al petroleo, que se mantiene, objetivamente socava la confianza en el poder de la industria esquistosa en EEUU (tanto petrolera como de gas) de influir efectivamente sobre procesos globales.”El petroleo esquistoso no va a resolver problemas actuales de suministros”, - el periódico británico The Gardian está citando una evaluación típica de expertos de la compañía Goldman Sachs (thegardian.com)

El yacimiento esquistoso clave en EEUU – él de Perm – funciona hasta su límite. Le falta lugar para extraer no solamente petroleo, sino gas natural también, - advierten analistas de la agencia S&P Global Platts. (vestifinance.ru)

Y esto, a su vez, presagia nuevas tentativas de la administración de Donald Trump de conseguir sus objetivos económicos globales con los medios, que en la economía política es costumbre llamar “medidas de violencia extra-económica”.

 

La opinión del autor puede no coincidir con la posición de la Redacción.

Read 341 times